Home / Aprender idiomas en China / ¿Cómo podemos mejorar nuestra comunicación con los chinos?

¿Cómo podemos mejorar nuestra comunicación con los chinos?

Uno de los principales problemas que se encuentra un extranjero en China, especialmente aquellos que ya son capaces de defenderse en chino y hablar con las personas de su entorno, es que hay veces que se entienden las palabras perfectamente, pero lo que estamos oyendo no encaja con lo que sabemos que va a pasar después. ¿Un ejemplo? El casero, que nos dice que 马上 (“ya mismo”, “inmediatamente”) va a mandar a alguien que nos arregle ese grifo que gotea, pero este 马上 se extiende tan a lo largo en el tiempo que uno acaba por aprender a reparar grifos. O ese 他可能不来参加开会 (“puede que él no venga a la reunión”), cuando tanto la persona que te lo dice como tú sabéis que la persona de la que estáis hablando es más que obvio que no va a venir porque la reunión hace rato que debería haber empezado. O esa oferta, del tipo que sea, sobre la estás convencido que tú cliente va a abalanzarse y que recibe un incomprensiblemente frío 我们考虑考虑 (“vamos a reflexionar sobre el tema”).

¿Qué está pasando aquí? ¿No nos hemos expresado bien y nuestro interlocutor no nos ha oído? ¿Será que nosotros no lo hemos entendido a él?

vendedor de libros

Ninguna de las dos cosas: tu interlocutor es más que probable que sepa perfectamente cuál es tu intención, y tú lo has entendido perfectamente. Pero en la comunicación china hay una gran diferencia con respecto a la occidental: en la cultura china, las palabras no siempre se pueden ni se deben interpretar de manera literal, sino por lo que probablemente quieren decir, y es más importante lo que no se dice que aquello que sí que se dice. Esto está fuertemente relacionado con la herencia de la tradición confuciana, en la que las palabras siempre son insuficientes para comunicar mensajes, por lo que la comunicación no verbal adquiere un peso muy importante. Por esto, la conversación en la cultura china obliga continuamente a hacer inferencias de lo que no se ha dicho en relación a lo que se ha dicho, es decir, hay que saber leer entre líneas para entender el mensaje. El casero no está diciendo que lo vaya a arreglar “inmediatamente”, solo está tratando de no quedar mal contigo temporalmente y de ganar tiempo (es posible, o no, que arregle el problema: sólo insistiendo un par de veces más lo sabrás). Tu compañero no va a venir a la reunión, pero criticar a alguien a las espaldas de otra persona es algo que está muy mal visto en China a nivel social y laboral, por lo que nunca dirá nada malo de él delante de ti; es más, con su frase está quitando importancia al hecho de que no vaya a venir a la reunión y que no haya avisado con tiempo para que no le esperéis, para que no te enfades y la situación no vaya a mayores, rompiendo así la armonía dentro de la empresa. Tu cliente es más que probable que ya haya tomado una decisión, pero por si hubiera problemas de última hora te dice que lo va a pensar, y sólo te dará una respuesta afirmativa algo más contundente cuando realmente tenga claro que puede hacerlo ya que, de darte un “sí” inicial, aunque sea un “es bastante probable que sí”, si finalmente tiene que echarse atrás, perdería valía personal delante de ti (el llamado 面子, mianzi).

En breve, antes de lanzarse a interpretar al pie de la letra lo que nos están diciendo cuando estamos haciendo una negociación, del tipo que sea, tenemos que darnos espacio para interpretar qué es lo que realmente nos han querido decir. Sólo de esta manera conseguiremos que la comunicación realmente fluya, en ambos sentidos, y la transacción llegue a buen puerto.

Fuente de las imágenes | Pixabay

Ver también

Los 5 mejores canales de Youtube para aprender chino

Aprender chino puede convertirse en toda una odisea para los occidentales no obstante contamos con …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.